mujer mascara

La comunicación inexistente

El elevado costo de no expresar tus sentimientos

Existe un poema anónimo que transmite muy bien la idea de las consecuencias de que una persona no esté conectada consigo misma y exprese lo que siente o sea ella misma. El pema es el siguiente:

La máscara

Siempre una máscara
que sostenía una mano fina y blanca
ella siempre tenía una máscara delante de su rostro
de este modo la muñeca
que la sostenía ligeramente
realizaba perfectamente la tarea;

¿Ocurría quizás
cuando había un temblor
que un dedo vacilaba
imperceptiblemente
al sujetar la máscara?

Durante años, yo me hice la pregunta
pero nunca me atreví a preguntar,
y entonces,
yo realice esta rareza…
miré detrás de la máscara,
pero no había
nada…

Ella no tenía rostro.
Ella se había convertido
simplemente en una mano
sosteniendo una máscara
con gracia.

Poema anónimo.

Conectarse con uno mismo, expresar lo que se siente

La expresión de los sentimientos es una capacidad que deben desarrollarse con un aprendizaje continuo. Nuestra sociedad nos educa a pensar más en los demás que a entrar en contacto con nosotros mismos. Por eso pensamos tanto en que piensan los demás. Es fundamental volverse hacia el propio ser y ver que nos ocurre dentro.

Nos faltan aprender a expresar esos sentimientos con frases correctas, con asertividad, sin dañar al otro, sin sentirnos mal y de un modo eficaz.

La comunicación no violenta nos enseña a crear frases, a utilizar palabras y en definitiva a conectar con uno mismo y comprender los sentimientos que se hayan en el fondo de nuestro estado emocional.

Cuando nosotros empezamos una conversación dónde queremos resolver un conflicto y dejamos ver en primer lugar los sentimientos que nos mueven, esto genera un espacio de comunicación auténtico en el que podemos empezar a buscar soluciones para esas necesidades insatisfechas.

Este es el segundo componente de la comunicación no violenta y consiste en expresar nuestros sentimientos, aprender a desarrollar un vocabulario de sentimientos y también ser capaces de distinguir los sentimientos reales de lo que son palabras describiendo pensamientos, juicios o interpretaciones.

Una comunicación sin sentimientos es una comunicación vacía, no existe, no hay camino, no hay conexión… es inexistente.

Comparte este tema en tus redes sociales


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.